Agendá tu cita
casa

¿Qué tener en cuenta al momento de consolidar mis deudas?

Cuando vas a consolidar tus deudas debés tener claro que estás obteniendo un préstamo nuevo. Tenés que pagar el préstamo nuevo al igual que cualquier otro préstamo. Si obtenés un préstamo de consolidación y seguís haciendo más compras con crédito, probablemente no tendrás éxito con el pago de tu deuda. Si tenés problemas con el crédito, considerá primero ponerte en contacto con un asesor de crédito.

Consolidación significa que tus diversas deudas, ya sean cuentas de tarjetas de crédito o pagos de préstamos, son agrupadas en un solo monto de pago mensual. Si tenés varias cuentas de tarjetas de crédito o préstamos, la consolidación puede ser una manera de simplificar o reducir los pagos.  Sin embargo, un préstamo de consolidación de deuda no borra tu deuda. Además, podrías terminar pagando más al consolidar una deuda en otro tipo de préstamo. 

Antes de utilizar un préstamo de consolidación: 

Revisá tus gastos. Es importante entender por qué tenés deudas. Si has acumulado muchas deudas porque estás gastando más de lo que ganas, un préstamo de consolidación de deudas probablemente no va a ayudarte a salir de dichas deudas, a menos que reduzcás tus gastos o aumentés tus ingresos. 

Ha un presupuesto. Averiguá si podés pagar tu deuda existente al ajustar la forma en que gastás por un período.  

Tratá de comunicarte con tus acreedores individuales para ver si estarían de acuerdo en reducir tus pagos. Algunos acreedores podrían estar dispuestos a aceptar pagos mensuales mínimos más bajos, a evitar ciertos cargos, a reducir su tasa de interés o a cambiar su fecha de pago para combinar mejor con tus ingresos, para así ayudarte a que pagués tu deuda. 

Los bancos, cooperativas de crédito y otros prestamistas ofrecen préstamos para la consolidación de deudas. Estos préstamos acumulan muchas de tus deudas en un solo pago. Esto simplifica el número de pagos que tenés que hacer.  Estas ofertas también pueden incluir tasas de interés más bajas de las que pagás actualmente.  

Muchas de las tasas de interés bajas ofrecidas para préstamos de consolidación de deudas, pueden ser "tasas introductorias" que sólo duran por cierto período. Luego, el prestamista puede aumentar la tasa que tenés que pagar.

El préstamo también puede incluir cargos o costos que tendrías que pagar si continuaras haciendo tus otros pagos. 

Aunque tu pago mensual pueda ser menor, esto podría deberse a que estarías pagando en un período más largo. Lo que significa que pagarías mucho más en total.

ConsejoSi estás considerando un préstamo de consolidación de deudas, compará los términos del préstamo y las tasas de interés, para saber cuánto interés y tarifas tendrías que pagar en total. Esto puede ayudarte a elegir el préstamo que te ahorre más dinero.